Vende tu carro
Test drive

Prueba de manejo Audi A3 Sedán, refinamiento familiar con notas deportivas

Una acertada renovación optimizó las bondades de este vehículo familiar, que cautiva por su diseño y conducción dinámica.

Prueba de manejo Audi A3 Sedán, refinamiento familiar con notas deportivas

A finales de abril pasado se inició en Colombia la preventa del nuevo Audi A3 Sedán, modelo que llegó al país para compartir la torta de mercado del subsegmento premium, que en este nicho tiene a protagonistas como la Clase A de Mercedes-Benz (A 200 Sedán) o el BMW 2 Series Gran Coupé.

La llegada de este sedán, que conocemos en el país desde hace casi una década, hace parte de la estrategia de la marca de los cuatro aros por reforzar su portafolio en parcelas de mercado diferentes a la de utilitarios deportivos, en donde concentró más sus esfuerzos en el último año.

En nuestro país, actualmente el A3 solo está disponible en carrocería sedán y en variantes 35 TFSI Advanced (la que tuvimos a prueba) y S3 TFSI Quattro. ¿Que si echamos de menos la carrocería hatchback? La verdad, sí. Entremos en materia.

Audi A3 Sedán: dimensiones y diseño

La cuarta generación del A3, considerado como el modelo pionero en esto de los compactos premium, se presentó al mundo en marzo del 2020 y es por culpa de los retrasos derivados de la pandemia que este sedán llega relativamente tarde a nuestro territorio.

Desde el punto de vista estético, lo primero a decir es que los vientos de renovación mantuvieron una línea más bien conservadora; es decir, si bien los trazos evidencian algo más de frescura y destacan algunos detalles singulares, el diseño general se preserva.

Precisamente, la virtud en la renovación del A3 Sedán es que los sutiles cambios suponen importantes mejoras; por ejemplo, el nuevo conjunto tiene una postura más deportiva y se percibe mejor plantado en la vía. En este cometido favorece mucho el crecimiento de los pasos de rueda, que se prologaron un poco hacia las puertas.

Visualmente, en el frontal se destaca una parrilla Singleframe más ancha y en forma hexagonal, con una trama de tipo panal. También aportan estilo los nuevos faros con tecnología full LED, con su particular diseño “L”, con luz día y una gráfica luminosa mucho más moderna.

Otro detalle es que el nuevo A3 Sedán es más aerodinámico, pues en el túnel de viento registra un coeficiente de 0,25 versus el 0,27 de su antecesor. Lo anterior se debe a un nuevo carenado inferior del chasis y al rediseño de los espejos exteriores (de reglaje eléctrico y calefactables), así como a la presencia de elementos de refrigeración activa que ayudan a cortar mejor el flujo de aire.

Así mismo, el paquete exterior Advanced también favorece la buena imagen de este sedán, pues añade rines de 17” con diseño de cinco radios dobles y paralelos, así como el acabado de la parrilla en negro brillante y el remate de los parachoques en ambos extremos con aluminio anodizado.

Dimensiones y peso

  • Largo: 4.495 mm
  • Ancho: 1.984 mm
  • Alto: 1.425 mm
  • Distancia entre ejes: 2.636 mm
  • Peso en vacío: 1.395 kilos

Audi A3 Sedán: interior y equipamiento

Tal como nos tiene acostumbrados la marca de los cuatro aros, el habitáculo del nuevo sedán emana un ambiente de refinamiento práctico, funcional y depurado. Se trata de una cabina con controles y pantallas orientadas hacia el conductor, cuyo tablero se desarrolla a partir de líneas y planos horizontales, con plásticos de calidad evidente y suave tacto, que se complementan con varios paneles en piano black, tal vez con algo de exceso para nuestro gusto.

Los tonos oscuros de los tapizados, incluso del techo, sirven de telón de fondo para hacer que resalten los insertos en aluminio y los detalles metálicos, pero ciertamente nos faltan detalles como las costuras de contraste, al igual que el timón y las butacas deportivas que, sabemos, ofrecen las variantes más equipadas del A3 que no llegan a Colombia, como la S-Line. En todo caso, y sin costo adicional, los tapizados se pueden pedir en Gris Roca o Beis Atlas.

Si percibes que el habitáculo luce algo más grande que el de su antecesor, tienes razón, en virtud a que este nuevo sedán es ahora cuatro centímetros más largo, dos centímetros más ancho y un centímetro más alto. En todo caso, como la distancia entre ejes se mantiene igual, el espacio destinado a los pasajeros es el mismo; igual sucede con la capacidad del baúl, que se mantiene inmodificable en 425 litros, nada mal para su cometido familiar.

Las berlinas alemanas tienen la gran ventaja de concebirse para usuarios europeos y ello hace que el espacio y la comodidad de las plazas sea por lo general más que destacada; en ese sentido, el nuevo Audi A3 no desentona y a ello suma que la firmeza y sujeción de las butacas es favorable. En todo caso, se agradecería que el reglaje fuese eléctrico, por lo menos de la silla del conductor, tampoco estaría mal incluir un soporte lumbar y dotarlo con salidas de aire dedicadas para la segunda fila de asientos.

En todo caso, consideremos que el elevado túnel de la transmisión y la extensión de la consola central comprometen la comodidad de un tercer pasajero en la segunda fila de asientos.

Hay detalles simpáticos que aportan carácter y favorecen el buen ambiente de la cabina. Por ejemplo, los tiradores de las manijas de las puertas emulan el diseño de un palo de hockey y evocan a su vez el estilo de las luces exteriores; algo similar sucede con las rendijas de las salidas de aire del puesto del conductor, que emulan las entradas de aire exteriores en el frontal.

En cuanto al esquema de infoentretenimiento, se cuenta con el sistema MMI Radio Plus con seis parlantes, que resulta muy amigable y fácil de accionar, el cual dispone de una pantalla táctil de alta definición de 10,1” (insertada y orientada para que la luz externa no afecte su visibilidad), control de voz y conectividad Apple CarPlay y Android Auto, a través del puerto USB-C. No dispone de cargador inalámbrico para celulares.

Otros elementos que hacen parte del listado de equipamiento son: timón multifunción con levas de cambios, cuadro de instrumentos digital de 10,25”, aire acondicionado manual (de muy buena gestión), limitador de velocidad programable, cámara de reversa, techo de cristal panorámico, sensores de luz y de lluvia, botón de encendido y acceso sin llave, entre otros.

Audi A3 Sedán: mecánica y seguridad

La única versión disponible en Colombia del nuevo Audi A3 Sedán se anima con el conocido y eficiente motor de 1,4 litros TFSI, que genera 150 caballos de potencia y 250 Nm de torque, el cual se acopla a una caja de cambios automática de ocho velocidades. Este bloque es el mismo que impulsa modelos como el Audi A2 y el Q3, también presentes en el país.

En cuanto a seguridad, el listado es más bien ajustado e incluye seis airbags, frenos ABS con EBD, controles de estabilidad y de tracción, asistente de arranque en pendientes y ayuda de parqueo trasero. En lo referente a sistemas avanzados de asistencias a la conducción (ADAS) es donde este sedán queda en deuda por carencia.

Audi A3 Sedán: desempeño

En términos generales, el nuevo Audi A3 se comporta a la altura, su motor entrega buenos registros de potencia y torque; de hecho, con una relación peso/potencia de 9,3 kilos por cada caballo, este sedán en ningún momento se siente lerdo o pesado; por el contrario, se puede describir como ágil y sobresale por ofrecer una aceptable respuesta de aceleración.

También se debe resaltar que las transiciones de marcha son suaves y muy cortas, en lo que se favorece además porque la buena cuota de torque máximo inicia desde muy bajas revoluciones (1.500 rpm). En autopista, con este bloque es posible planear a velocidades crucero superiores a 130 km/h, sin que se comprometa la estabilidad o la comodidad a bordo; incluso en rutas de ascensos prolongados es posible mantenerlo a más de 100 km/h sin que se sienta revolucionado en exceso.

Otro aspecto a destacar en el A3 Sedán es el buen sistema de suspensión: adelante con brazo telescópico McPherson y atrás con un arreglo multibrazo; la buena configuración es ideal para ofrecer una marcha cómoda y relajada, a la vez que resulta suficientemente robusta para amortiguar los baches u obstáculos significativos que se suelen encontrar en nuestras vías.

El A3 cuenta con el Audi Drive Select, que ofrece cuatro modos de manejo (Efficiency, Comfort, Dynamic e Individual). Por ejemplo, en el modo de eficiencia, el rango de giro ideal de marcha está entre 1.500 y 1.800 rpm, mientras que la aguja del tacómetro se deja llevar hasta las 6.000 revoluciones; al cambiar al programa dinámico, el régimen ideal se ubica por encima de las 2.000 rpm, entonces se percibe una dosis de poderío en reserva bajo el pedal del acelerador, que resulta acertada para hacer sobrepasos y acometer ascensos con muy buen ritmo. Logramos un consumo promedio de 49,2 kilómetros por galón en nuestra prueba, pero ciertamente este registro se puede ampliar por lo menos 15% con un manejo menos exigente.

No es un deportivo nato, ni pretende serlo, pero la baja posición del puesto de mando y el buen compromiso de su tren motriz emulan en ciertos momentos las sensaciones que ofrecen sus hermanos de tono más pistero, sobre todo al gobernarlo desde las levas en el volante y cuando el conductor advierte la buena capacidad y gestión de su esquema de frenos.

Al final, nos quedan muy buenas impresiones del A3 Sedán, que nos seduce mucho por su atractiva estampa, acertado nivel de comodidad y las buenas sensaciones que genera al volante.

Elkin Chávez recomienda

Cuentanos que opinas