Vende tu carro
Industria

SsangYong se salva de la quiebra

Edison Motors, su nuevo mecenas, quiere convertirla en una marca enfocada en vehículos eléctricos.

SsangYong se salva de la quiebra

En diciembre de 2020, SsangYong pidió un procedimiento de administración judicial al no poder hacer frente a sus deudas, y luego de que Mahindra & Mahindra, por entonces dueña del 75% de la propiedad, le diera la espalda. Era la segunda vez en 10 años que el fabricante coreano solicitaba el concurso de acreedores para salvarse de la quiebra.

En octubre pasado, los medios económicos coreanos informaron que la empresa Edison Motors tenía intención de comprar SsangYong para convertirla en una subsidiaria en su negocio de buses y camiones eléctricos; finalmente, esta compra se materializó. Edison Motors pagara 255 millones de dólares por la propiedad de la deficitaria empresa, compra que aprobó un tribunal de Seúl.

SsangYong está en administración judicial desde abril pasado y seguirá en esa situación hasta que antes del 1 de marzo, Edison presente los planes para la marca especializada en 4x4, los que deberán ser aprobados por los acreedores y aceptar la liquidación de la deuda; esto debería ocurrir en el primer semestre del año.

Edison indica que quiere reconvertir a SsangYong en una marca 100% eléctrica. La nueva matriz aportaría otros 45 millones de dólares (para una inversión total de 300 millones de dólares) como capital operativo para salir a flote e iniciar la reconversión. Luego establecerá una empresa de propósito especial (SPAC) para recaudar entre 800 mil millones de wones y 1 billón de wones (entre 650 y 840 millones de dólares) a través de la emisión de nuevas acciones. 

El futuro que le depara

Los problemas de SsangYong son serios. Si bien la deuda por la que se declaró la quiebra es de apenas 50 millones de dólares, no genera flujos de capital suficiente para operar, puesto que apenas vendió 85 mil autos nuevos durante 2021, una caída del -21% con respecto al ya deficitario 2020. Tan solo en los tres primeros trimestres del año pasado declaró una pérdida operativa de casi 200 millones de dólares.

Los planes eléctricos de SsangYong ya estaban sobre la mesa aún antes de la aparición de Edison Motors; de hecho, en 2021 anunció que este año lanzará sus dos primeros modelos de este tipo: el Korando e-Motion y el llamado proyecto J100, un SUV muy robusto que rememora los primeros 4x4 de la marca, y que se ofrecerá en versiones de combustión y eléctrico.

Ahora se habla de un tercer modelo, llamado Smart S, una especie de Rexton eléctrico, que genera 480 kW (652 hp) y promete una aceleración de 0 a 100 km/h en 2,5 segundos. Tras ellos llegarían los Smart E y Smart A, para atacar los segmentos de SUV medianos y compactos.

Edison señala que para 2030 quiere que SsangYong cuente con 30 modelos eléctricos en todos los segmentos imaginables.

Marcelo Palomino recomienda

Cuéntanos que opinas