Novedades

Sistema de pago electrónico, en el parabrisas de los autos

Un dispositivo de radiofrecuencia permite pagar peajes electrónicos y compras en McDonald’s, entre otros servicios.

Sistema de pago electrónico, en el parabrisas de los autos

En medio de la coyuntura del COVID-19 y como parte de las medidas de bioseguridad, McDonald’s Colombia implementó Gopass, un servicio de pago electrónico para hacer compras sin contacto físico.

Gopass es un emprendimiento 100% colombiano, que ofrece una plataforma de pagos rápidos, seguros y sin contacto con otras personas o superficies.

“Las personas podrán acercarse en su vehículo a cualquier Automac de McDonald’s, hacer su orden, pagar y recibir su comida sin contacto y bajo los más altos estándares sanitarios. Lo mejor es que al pagar no hay contacto entre personas, ya que no tienen que usar una tarjeta o efectivo para hacer la transacción porque ésta se realiza por medio del tag de Gopass”, afirmó Jorge Miguel Camacho, socio y fundador de Gopass.

Esta alianza responde a la tendencia que privilegia los establecimientos que tengan estrictos estándares de bioseguridad. De hecho, de acuerdo con datos de Arcos Dorados, representante de McDonald’s en el país, la intención de compra de los consumidores colombianos a través del servicio al auto pasó de 2,1% a 8,4% en apenas nueve semanas del aislamiento obligatorio.

“El AutoMac, que es nuestro servicio al auto, es el primer segmento donde estamos habilitando pagos digitales, pues complementa muy bien la experiencia segura, confiable y rápida que esperan nuestros clientes de este servicio” indicó Héctor Orozco, Director General de Arcos Dorados en Colombia.

Para realizar un pago a través de Gopass, el comprador debe instalar la aplicación en su teléfono celular y solicitar el tag físico para instalarlo en el vehículo, así podrá pagar peajes automáticos, combustible, parqueaderos, lavado de vehículos, seguros y SOAT, entre otros.

La tecnología RFID, identificación por radiofrecuencia, que utiliza Gopass, es segura porque el usuario siempre aprobará las transacciones desde su teléfono móvil. Además, el tag, que transmite los datos, sólo puede ser leido por un dispositivo patentado por la compañía.

 

Héctor Siza Morales recomienda