Autoshows

Lamborghini Sián, un deportivo híbrido sobrepotenciado

Tendrá el motor V12 derivado del Aventador SVJ, además de dos motores eléctricos.

Lamborghini Sián, un deportivo híbrido sobrepotenciado

Sián es probablemente el nombre menos dramático que ha llevado un deportivo salido de Sant' Agata Bolognese. Probablemente, también sea el más corto. Pero, como puedes estar pensando, Sián tiene un significado bastante particular, que hace alusión a como los italianos en Bologna exclaman cuando cae un relámpago (fulmine, en italiano) o un "flashazo", tal como el nombre "Countach" representaba una reacción exacerbada de asombro, analogía que no parece casualidad.

Ese es el electrizante origen del nombre que lleva el último de los Lamborghini, uno que debutará la próxima semana en el Salón de Frankfurt, y que como puedes adivinar por la historia de su nombre, es un auto híbrido, que recibe la ayuda de un propulsor eléctrico.

"El Sian es una obra maestra en posibilidades," dice el CEO de Lamborghini, Stefano Domenicali. "El Sian no solo representa un formidable ejercicio en diseño de hypercars y demostración de ingeniería para los tiempos de hoy, sino que aumenta el potencial de Lamborghini como una marca de super deportivos para el mañana y para las décadas por venir, aun cuando la hibridación cada vez es más viable e inevitablemente esencial. El Lamborghini Sian representa el primer paso en nuestra ruta a la electrificación, pero también anticipa la ruta a seguir con nuestro motor V12 de nueva generación."

La ciencia del relámpago

Lamborghini no quiere renunciar a los V12, pero si hacerlos más sofisticados, más livianos y mucho más eficientes en su rendimiento. Para ello, han partido con la unidad que lleva el Aventador SVJ, un V12 de 6.5 litros, pero la acompañan de un motor eléctrico de 48 volts, el cual genera 34 Hp y ha sido instalado estratégicamente en la caja de cambios, para tener un mejor tiempo de reacción, una primicia entre los híbridos de bajo voltaje.

Aunque claro, lo más sofisticado en el Sián es su sistema de acumulación de energía, el cual no es una batería de ion/litio como en muchos autos de este tipo, sino que una tecnología de supercapacitores, algo que ya habían probado en el Aventador, pero desarrollado para almacenar diez veces esa potencia, a un peso tres veces menor que el de una batería similar. Este va montado en la parte trasera del auto, lo que asegura rigidez y mejor distribución de pesos. Y ya que hablamos de peso, te interesará saber que el tren de rodaje eléctrico, compuesto por el generador y los supercapacitores, pesa apenas 34 kilos, o sea ofrece una relación peso/potencia de un kilo por hp.

El V12 del Sián lleva válvulas de titanio y fue forzado para alcanzar los 785 Hp, lo más que ha desarrollado un motor de Lamborghini. Aunque con la ayuda del tren motriz híbrido, el Sian puede entregar una potencia de 819 Hp, con una velocidad máxima de sobre 350 km/h y una aceleración de 0 a 100 en menos de 2.8 segundos.

Las ventajas del motor eléctrico son bastante más de las que se creen. Primero, permite manejar en modo 100% eléctrico a bajas velocidades y en reversa. También los tiempos de recuperación son más cortos, reduciendo el esfuerzo del V12, y los supercapacitores no tienen un periodo de carga tan largo como las baterías, por lo que cuando frenas (y haces uso del frenado regenerativo) la energía esta rápidamente disponible para acelerar. Además, el motor eléctrico instalado en la caja de cambios permite suplir directamente las bajas en torque, cuando estamos desacelerando o pasando cambios, lo que asegura una entrega de potencia sin tironeos o retardos.

Pasando al diseño, reconocerás algunos elementos tomados del conceptual Terzo Millenio, como el diseño de las luces en forma de Y, aunque no es la única influencia que recibe este modelo. La cubierta del motor, con lamas de vidrio, prolonga esta transparencia hacia el techo, logrando un efecto que nos recuerda inmediatamente al techo "Periscópico" del Countach, modelo que ha servido de inspiración para otros elementos, como las líneas diagonales en el cofre, las tomas de aire en las puertas, faldones aerodinámicos y hasta los focos traseros, que aunque tienen forma hexagonal, son de tres elementos por lado.

Este extravagante exterior oculta algunos interesantes trucos en aerodinámica y termodinámica, incluyendo elementos activos y materiales sensibles a la temperatura, cosas que parecen sacadas de un laboratorio científico y que están patentadas ya por Lamborghini.

De seguro, la próxima semana será un festín de información sobre el Sián, pero de momento sabemos que solo se fabricarán 63 unidades, todas ya vendidas y a personalizar por sus dueños. El modelo de las fotos, en verde gea metalizado (con destellos dorados), será la unidad de exhibición. Su interior, está tapizado con cuero de Poltrona Frau, quienes por primera vez están ayudándose de la impresión en 3D. 

Jorge Beher recomienda

¿Qué opinas? Cuéntanos