Autos clásicos

Uno de los Ford Mustang más apetecidos, sale a la venta por eBay

Una de las versiones más valiosas del emblemático Muscle Car, podría ser tuyo pagando un poco menos 70 millones de pesos ¡SIN restaurar!

Uno de los Ford Mustang más apetecidos, sale a la venta por eBay

El Mustang Boss 302 y el Boss 429, son parte de las versiones de alto rendimiento del famoso pony car producidos entre los años de 1969 y 1970. Actualmente, es uno de los más raros de encontrar, y más quieres uno en buen estado, pues los precios que oscilan entre los $60,000 y los $135,000 dólares para los que se ven prácticamente como salidos de agencia.

Esto quiere decir que si eres un amante de los Mustang y quieres hacerte de uno de estos ejemplares, tendrás que invertir entre 180 y 400 millones de pesos, además de tener que buscarlo hasta por debajo de las piedras. Pero no te preocupes, porque algunas veces las oportunidades solo aparecen, y si tienes suerte, podrías encontrar este tipo de gangas como la que te describiré a continuación.

Siendo uno de los ejemplares más codiciados, hoy en día es posible hacerse de uno de estos emblemáticos de la historia del automóvil por la mínima cantidad de 20 mil dólares, y esto se debe al lamentable estado tan descuidado en el que se encuentra el modelo. Éste será vendido a través de la plataforma eBay, para que alguien más se encargue de darle el cariño que merece.

Evidentemente 40 años no pasan en vano y el estar inmóvil en la intemperie tiene sus consecuencias, pero lo bueno de todo esto es que el vehículo se encuentra prácticamente entero, además de contar con todas sus piezas originales. ¿Lo malo? Es que toda la carrocería presenta señales de óxido, por lo que deberás invertir una buena cantidad en repararlo.

La unidad solo ha tenido dos propietarios y según su vendedor, ambos hicieron uso de él por un par de años, ahora cuenta con poco más de 100,000 kilómetros, hasta el último dueño decidió que era momento de guardarlo para no volver a moverlo jamás.

El hecho de comprar a ciegas un vehículo de estas caracteríasticas, por muy exclusivo que sea, podría ser contraproducente, ya que si no se tiene el cuidado de revisarlo meticulosamente, podríamos llevarnos alguna sopresa que amerite una reparación posterior o no estemos considerando los trabajos necesarios para devolverlo a su estado original, generando pérdidas a nuestro bolsillo.

Recordemos que este modelo equipaba un bloque V8 de 5.0 litros capaz de entregar 300 caballos de fuerza, acoplado a una transmisión manual de cuatro cambios.

Astrid Zapata recomienda