Vende tu carro
Novedades

BMW M3 Touring, poderío total con vocación familiar

Es la primera vez que el fabricante alemán se anima a ofrecer un M3 en configuración station wagon.

BMW M3 Touring, poderío total con vocación familiar

Que las station wagon de alto rendimiento son de los vehículos más atesorados por los entusiastas alrededor del mundo, de eso no queda duda. Quizá buena parte de la culpa se deba a modelos como los Audi RS2 y luego el RS4, o quizás a joyas como los Volvo 850 Estate y luego V70 R, los cuales demostraron que un vehículo familiar puede ser al mismo tiempo un grandioso deportivo.

Muchos le siguieron, AMG, BMW e incluso podemos encontrar opciones en franjas de precio bastante menos prohibitivas como el Cupra León ST o el Golf Estate R. De hecho, en forma más tímida, algunos buenos representantes han llegado recientemente al país, como es el caso del BMW 330i Touring, que probamos el año pasado.

Pues bien, precisamente en el marco del 50 aniversario de BMW M, la marca responde a las plegarias de sus numerosos entusiastas al presentar por primera vez un M3 con configuración Touring. Este nuevo modelo hace su debut oficial en el Festival de la Velocidad de Goodwood.

Es cierto que no es el primer M en ofrecer esta configuración. Hubo antes un M5 Touring, en aquella generación con el V10 bajo el capó.

El BMW M3 Touring comparte prácticamente todos los componentes con los bestiales M3 y M4:

  • Bloque L6 biturbo 3,0 litros con 503 hp de potencia
  • Tracción integral que puede desconectar el eje frontal
  • Transmisión automática de ocho velocidades
  • Suspensión adaptativa M con amortiguadores controlados electrónicamente
  • Acelera de 0 a 100 km/h en 3,6 segundos
  • Acelera de 0 a 200 km/h en 12,9 segundos
  • Tiene una velocidad máxima limitada a 250 km/h, aunque al elegir el Paquete M Driver se libera hasta los 280 km/h
  • Rines de 19” adelante y 20” atrás

De igual forma, BMW informa que la carrocería recibió refuerzos en el área de carga para mantener la rigidez estructural deseada y para la puesta a punto se buscó mantener un buen balance entre deportividad y la comodidad necesaria que las station wagon demandan para viajes prolongados; en consecuencia, debiera ser menos dura que sus hermanos sedán y cupé.

Si bien, el M3 Touring se basa en el Serie 3 Touring, la carrocería se tuvo que ensanchar en 76 mm para poder alojar el diferencial deportivo. Así mismo, es 83 mm más largo.

Puertas adentro encontramos cambios drásticos con respecto de los M3 y M4, al adoptar la gran pantalla curva que podemos ver en los modelos más recientes de la marca, como i4 o iX.

En realidad, se trata de dos pantallas curvas que van montadas en una misma unidad generando así un efecto de que se trata un solo monitor de titánicas dimensiones.

  • Pantalla central táctil de 14,9”
  • Panel de instrumentos digital de 12,3”
  • Head Up Display, opcional
  • Asientos deportivos M Sport de serie
  • Butacas de fibra de carbono opcionales, que reducen el peso en 9,6 kilos
  • Baúl de 500 litros de capacidad, que crece hasta 1.510 litros con los asientos abatidos

En noticias no tan buenas, BMW informó que el M3 Touring no llegará a los mercados de América y China, con lo cual, prácticamente será un modelo reservado para Europa. 

Rubén Hoyo recomienda

Cuentanos que opinas