Industria

FIAT Panda finaliza un viaje de 10.000 millas con carácter benéfico

Dos pilotos británicos y un Fiat Panda muy fiable pulverizaron el récord mundial absoluto de conducción sin paradas, desde Ciudad del Cabo a Londres.

FIAT Panda finaliza un viaje  de 10.000 millas con carácter benéfico

 

Los aventureros Philip Young y Paul Brace se embarcaron en un durísimo recorrido de 10.000 millas con la intención de recaudar dinero para Farm Africa, conduciendo sin descanso a través de 13 países y dos continentes en un Panda prácticamente de serie. Al llegar a Marble Arch (Londres) la pareja registró un tiempo de 10 días, 13 horas y 28 minutos, rompiendo el récord anterior en la misma distancia, en cualquier dirección, en más de un día.

Para completar el viaje en menos de 11 días, como era su objetivo, Philip y Paul tuvieron que recorrer un promedio de 1.000 millas al día a una velocidad de 40 millas/hora, una tarea que estaban seguros de poder completar gracias a su vehículo con motor TwinAir de 0.9 litros. El popular "hatchback" tenía características de serie, aparte algunas modificaciones vitales como: el depósito de combustible adicional, dos ruedas de repuesto, protectores del cárter de aceite, muelles reforzados y una toma de aire desplazada hacia la parte superior del compartimento del motor.

Evitando utilizar un vehículo 4x4 de grandes dimensiones (Philip y Paul decidieron que sería "demasiado fácil"), se eligió el Fiat Panda por su ligereza, sus prestaciones y su bajo consumo. Y a pesar de las dimensiones compactas del vehículo, también encontraron sitio para la cama del copiloto, un colchón de espuma, en el asiento de atrás. El largo y tortuoso trayecto hacia Gran Bretaña incluyó pistas difíciles, sin asfaltar, llenas de baches y traicioneras pistas áridas en el desierto a través de Sudáfrica, Botswana, Zambia, Tanzania, Kenia, Etiopía, Sudán, Egipto, Libia y Túnez antes de que la pareja cruzara el Mediterráneo para la recta final a través de Italia y Francia hasta Hyde Park de Londres.

"Ha sido una aventura extraordinaria, emocionante y fantástica, y el Fiat Panda ha sido increíble". Las carreteras eran traicioneras, el calor insoportable y el ritmo de carrera agotador, pero el coche nunca dio un problema. Se trataba de un viaje extremadamente duro, y Fiat puede sentirse orgullosa de su fiabilidad y robustez", aseveró Philip Young.

Fernando Díaz recomienda

¿Qué opinas? Cuéntanos